Las tiendas virtuales están de moda. Aprovechar el gran alcance que un determinado producto, marca o servicio puede lograr gracias a la universalidad de la red de redes es una obligación para todo aquel que crea en internet como un arma de marketing del presente y del futuro. Pero, cuidado, hay muchas tiendas virtuales que caen en los mismos errores.

En artículos anteriores ya os hablamos de las 10 razones para vender a través de internet con las tiendas virtuales, ahora os damos una más: en España, 12 millones de personas, o sea casi el 25% de población compra a través de la red. Diseñar una tienda virtual está de moda. Que sea atractiva, intuitiva, segura… son la clave de su éxito y, cómo no, el producto o servicio que defienda.

Pero internet y las tiendas virtuales no son la panacea del éxito y hay tiendas online que han tenido que cerrar por falta de clientela. ¿Por qué? seguramente porque repetían todos o algunos de estos errores a evitar en las tiendas online. Y es que si tienes una tienda virtual, estate atent@ podías estar cometiendo alguno de estos fallos. Tranquil@, aún estás a tiempo.

Uno de los errores a evitar en las tiendas online más comunes es optimizar el proceso de compra al máximo e informarle siempre que se trata de una compra segura, por eso hay sellos que te pueden ayudar a eso. Si tienes un producto bueno y encima una compra sencilla, rápida, cómoda y segura, es posible que el usuario vuelva y te recomiende. El objetivo es ese, vender, sí, a la hora de diseñar una tienda online debe ser original y atractiva pero no la hagas demasiado sofisticada porque podrías estar perdiendo clientes potenciales.

Hay muchas empresas que cuando optan por el diseño web de una tienda virtual, creen que ese es el diseño que deben seguir fielmente. Y no. Hay que saber interpretar el feedback de los compradores, qué es lo más vendido, a qué hay que darle más prioridad, que secciones colocar entonces en primer lugar… vamos, darle prioridad a lo que más se vende, como en un escaparate de una tienda. Por tanto, el mantenimiento web y el rediseño web debe ser constante.

Otro de los errores a evitar en las tiendas online es no tener en cuenta el SEO. No se trata de tener muchas visitas, sino de que aquellas que nos visiten nos compren. La programación SEO antes de arrancar debe ser fundamental, no es un tema secundario. Como tampoco lo es no dejar un hueco para que los usuarios satisfechos se expresen. Las buenas opiniones siempre llaman la confianza de otros usuarios, por lo tanto abre foros y escucha opiniones.

Tener una base de datos de emails también es una de las claves del éxito, pero como todo hay que saber utilizarla así que es preciso segmentar la base de datos entre clientes que ya han comprado, clientes potenciales pero que no han comprado, emails de clientes a captar y demás. El saber diferenciarlos correctamente permitirá realizar acciones de marketing eficaces. No tener en cuenta esto es un gran error.

Lo comentábamos al principio del artículo. Cuantos menos clics necesite nuestro cliente para comprar y finalizar su pedido, mejor. Es un error en las tiendas online abusar de páginas, pop upps y otras barreras que pueden echar para atrás al comprador. Evita estas acciones innecesarias y ponles las cosas fáciles. Y por supuesto, el tema económico. Si abres una tienda virtual, debes de tener un presupuesto para SEO, redes sociales, mantenimiento web… no confiar en todas las técnicas que engloban el marketing virtual hoy en día es un grave error. Las campañas, ahora, son vitales.

¡Nos encantaría saber tu opinión sobre el artículo!
[Total de usuarios: 0 | Media total: 0]

Leave a comment